Menu
A+ A A-

EL SENTIDO DEL TRABAJO

enricwebEstaba releyendo estos días el libro de Viktor Frankl, El hombre en busca de sentido, en el que relata su atroz experiencia vivida como prisionero de los campos de concentración nazi. El autor pone de manifiesto la necesidad del ser humano de encontrar sentido a la vida. Incluso en aquellas circunstancias tan extremas y con un entorno tan desesperanzador, encontrar sentido a su sufrimiento, defiende Frankl, fue una de las razones que mantuvieron con vida a muchos de los que sobrevivieron al holocausto.


Viene a colación esta introducción, porque desde mi punto de vista lo mismo sucede en el trabajo, si se quiere, sin la transcendencia que puede tener la carencia de sentido de la vida en una persona, que puede degenerar en una neurosis u otra patología psíquica, pero evidentemente la falta del sentido de lo que hacemos y para qué lo hacemos en nuestra labor cotidiana, tiene repercusión en nuestro estado de ánimo y en consecuencia en la manera que realizamos el propio trabajo.

Por simple y básico que sea un trabajo, una tarea, incluso siendo ésta repetitiva y monótona, es preciso que la persona que la desarrolla conozca el por qué (ya lo dijo Nietzsche: “el que tiene un porqué para vivir puede soportar casi cualquier cómo”). El sentido del trabajo es parte del sentido de la vida, y sin él se convierte en pura rutina y una actividad deshumanizante. Recordemos aquella historia de los picapedreros: “Había una cantera donde los hombres trabajaban extrayendo y conformando bloques de piedra, un visitante se acercó a uno de ellos que tenía un semblante triste y decaído, y le preguntó: «¿en qué consiste su trabajo?». Éste le contestó: «yo me dedico a picar piedra y a hacer bloques de la roca extraída». Siguió el visitante realizando su recorrido y más adelante encontró a otro operario, pero a diferencia del primero, éste tenía un aspecto más animado y alegre y le hizo la misma pregunta, la contestación fue: «yo estoy construyendo una catedral».

Es imprescindible conocer el sentido de nuestro trabajo, pero desde mi punto de vista, esto es responsabilidad de la empresa. Ésta debe contextualizar y dar transcendencia al trabajo realizado por sus componentes y esto se consigue a través de la comunicación permanente y dando feedback del trabajo que cada una de las personas realiza. Siguiendo con el cuento de los picapedreros, el operario que respondía que estaba construyendo la catedral debería además conocer que se trata de la catedral de Calatayud, que el bloque que está cincelando se colocará en la capilla, que el Obispo está muy satisfecho de cómo está quedando la catedral y, si es posible, habría que llevarlo en alguna ocasión a visitar las obras para que vea el resultado de sus esfuerzos. De de esta manera completaremos el sentido y transcendencia de su trabajo y conseguiremos su implicación y compromiso con éste y con futuros proyectos.

Dirección

Calle El Bachiller 6, 2
46010 Valencia

Teléfono

+ 34 963 626 359

Email

inmerco@inmerco.com

Linkedin 1389654839 linkedin circle gray

Encontrarás información de INMERCO y a su equipo en Linkedin.

Twitter

También nos encontrarás en Twitter.

Política de Privacidad

Folleto Proceso Mejora del Clima

 

Asociados con

tsa2
Inventa Logo

cooplexityinstitute logo M

logosumar